¿Para qué sirve la progesterona vaginal en un tratamiento FIV?

El Dr. Reinaldo González, especialista en medicina reproductiva de Fertilidad Monteblanco, explica que lo que hace esta hormona es cambiar al endometrio para que éste entre en fase de implantación y de esta forma el embrión pueda implantarse, y así comience el embarazo.

La progesterona es una de las dos principales hormonas que produce el ovario. En un ciclo ovulatorio normal, la mujer en la primera etapa del ciclo menstrual produce estrógeno; y en la segunda etapa, progesterona.

Esta hormona, la progesterona, lo que hace es cambiar al endometrio para que éste entre en fase de implantación y de esta forma el embrión, que llega al útero, se implante en el endometrio y así comience el embarazo. 

El Dr. Reinaldo González, especialista en medicina reproductiva de Fertilidad Monteblanco, explica que en los ciclos de Fertilización In vitro se hace lo mismo. “Simulamos un ciclo de preparación del endometrio para que esté en fase de implantación. Entonces, en la primera etapa de preparación, le damos a la paciente estrógenos para que el endometrio se desarrolle y crezca. Y en la segunda etapa, damos progesterona por vía vaginal, para que éste cambie su configuración a fase de implantación”, señala.

La transferencia embrionaria

El especialista indica que después de cinco días de dar progesterona a la paciente, se coloca el embrión dentro del útero, en un procedimiento denominado transferencia embrionaria. “De esta forma está coordinada la fase en la que el embrión va a implantarse en el útero. Y después de 10, 12 días, podemos hacer el examen de sangre, para saber si la mujer está embarazada o no”, afirma.

El Dr. González agrega que, en caso de que exista embarazo, la progesterona se puede ocupar hasta la semana 8 o 12 de gestación, ya que también ayuda a prevenir abortos en los ciclos de reproducción asistida.